miércoles, 4 de mayo de 2016

Mortero de Ordenanza ML de 3-inch.

Mortero de Ordenanza ML de 3-inch.


Tropas canadienses en acción con un mortero de 3 pulgadas.

Al principio de la guerra, el ejército británico disponía en servicio dos modelos de mortero para su uso a nivel de sección de infantería. El más ligero era el mortero de ordenanza ML de 50.8 mm. o de 2 pulgadas y el mortero medio de calibre 81 mm, en ingles Ordnance ML 3-inch Mortar. Realmente el calibre del mortero de 3 pulgadas era de 81 mm, cuando este calibre correspondería a 3,2 pulgadas, pero cuando el ejercito adopto el mortero redondeo a la baja por simplificación. Esta circunstancia fue posteriormente aprovechada al poder utilizar perfectamente los proyectiles capturados de 81mm, concretamente alemanes e italianos. Este mortero fue un arma versátil que pudo ser modificada y adaptarse a distintas situaciones tal y como la guerra avanzaba.

Una de estas modificaciones se produjo cuando el ejército canadiense alargó el tubo hasta llegar a las 81 pulgadas, 203 cm. Se esperaba que al aumentar el tubo se consiguiese mayor alcance pero solo se consiguió un aumento de la distancia de fuego en 275 metros, eso si el peso en combate del mortero se incrementó en 14.5 kilos. Todas estas modificaciones al final fueron valoradas negativamente y el mortero canadiense se rechazó.

En cambio, los australianos decidieron reducir la original longitud de 51 pulgadas, 130 cm, hasta las 30 pulgadas, 76 cm, para un uso mas adecuado en las junglas de Extremo Oriente. Se desarrollaron proyectiles especiales de rápida ignición pero la precisión sufrió un detrimento. A pesar de su utilidad para el combate en la jungla, esta versión del mortero solo fue utilizada por las fuerzas armadas australianas.

La versión estándar del mortero de 3 pulgadas pesaba 57,2 Kg. en acción, un peso que para su transporte podía dividirse en tres; 20 Kg. del tubo, 20,5 del bípede y 16,7 Kg. de la base. De esta manera el mortero podía ser transportado por una dotación de tres hombres, cada uno con su correspondiente parte, más un cuarto soldado encargado de la munición. Otra manera de mover el mortero era llevarlo a bordo del Universal Carrier o Bren Gun con la ventaja de aumentar el stock de munición de forma significativa, para posteriormente emplazarlo en el suelo y desde allí disparar.

El tubo del cañón podía ser elevado en vertical entre los 45° y los 80°, y en horizontal podía desplazarse 5,5° a cada lado desde la línea central del bípode. Para ángulos transversales mayores debía moverse todo el mortero. La munición empleada normalmente por el mortero de 3 pulgadas en la mayoría de las ocasiones consistía en proyectiles de fragmentación y fumígenos y en menor medida proyectiles iluminantes. Una dotación perfectamente entrenada  podía realizar 10 disparos por minuto a una distancia de 1.460 m.  utilizando con la versión original Mk I y con un proyectil explosivo HE. Esa distancia de fuego fue aumentada hasta las 2.560 m. con la misma munición y el modelo Mk II pero utilizando una carga extra de propelente. Manipulando el mortero mediante cargas impulsoras especiales y elevando el tubo casi en vertical se podían conseguir alcances de solo 115 m., situación muy útil para combates cercanos.

Se produjeron mas versiones que concluyeron con el modelo Mk. V, mortero equipado con una modificada aguja percutora para así poder utilizar la capturada munición alemana e italiana del mismo calibre. Seis morteros de 3 pulgadas componían una sección asignada a las compañías de apoyo del batallón de infantería. Los 46 integrantes de dicha sección estaban divididos en 6 escuadras de 5 hombres cada una más los 16 soldados restantes en el cuartel general que disponía de 4 camiones cuya función era el transporte de la munición.

A pesar de estar al final un poco por debajo de otros morteros de su misma categoría, el mortero de 3 pulgadas, sobre todo tras superar las deficiencias de los primeros modelos, mostro robustez y prestaciones aceptables y así se demuestra con la permanencia en servicio dentro del ejercito británico hasta finales de los años sesenta.


Especificaciones

Calibre
3,2 inch / 81 mm.
Peso en combate
57,2 Kg.
Longitud del cañón
130 cm
Velocidad de salida
198 m/s
Máximo alcance de fuego Mk I / Mk II
1460 m / 2560 m.
Dotación
4 hombres